Elaboración de crema inglesa

5 formulas diferentes

Nata   500 gr. 900 gr. 1000 gr.  
Leche 1000 gr. 500 gr. 100 gr.   1000 gr.
Yemas   160 gr. 200 gr. 250 gr.   240 gr.   200 gr.
Azúcar   300 gr. 100 gr. 100 gr.   180 gr.   200 gr.
Gelatina             8 gr.  

 

PROCESO DE ELABORACIÓN

  1. Poner a hervir la nata y la leche o ambas por separado.
  2. En un recipiente aparte se ponen las yemas, el azúcar, y un poco de leche, con el fin de evitar que las yemas se quemen por el contacto del azúcar. Batir hasta blanquear.
  3. Una vez que la leche y la nata han hervido, se incorpora la mitad de ésta, al batido de  yemas y azúcar y se mezcla.
  4. A continuación se incorpora el resto de la leche y se pone al fuego hasta alcanzar 85º C o 90º C. Removiendo continuamente  con el fin de que no se pegue. Cuidado en ningún caso la mezcla debe llegar a hervir ya que se cortaría.
  5. Cuando la crema comienza a tomar consistencia retirar del fuego.
  6. Finalmente, echar la crema en un recipiente,  pasándola por el chino remover hasta que pierda el calor.

NOTA. Una crema inglesa que empieza a coagularse se puede arreglar añadiendo unos cubitos de hielo y batiendo todo enérgicamente con el batidor.

Se puede aromatizar en caliente con vainilla, café soluble, cacao, y en frío con licores, esencias, frutas, frutos secos etc.

Se emplea para cubrir fondos de platos sobre los que se vayan a presentar postres. Y con hojas de gelatina para elaborar postres.